Inicio Cartel

Michel Camilo & Tomatito

18 DE JULIO DE 2017 - 21:30 A 23:30

Teatro Real / Sala Principal

 

Los encuentros entre Michel Camilo y Tomatito llevan sucediéndose desde hace más de treinta años de un modo que se diría casi premonitorio. Allá por 1984 se cruzaron por primera vez sus caminos en el Festival de Jazz de Madrid, en los camerinos del Palacio de deportes. Michel era el pianista del quinteto de Paquito D’Rivera, y Tomatito estuvo como invitado del percusionista estadounidense de origen puertorriqueño Ray Barretto. Se cruzaron pero no se trataron todavía. Posteriormente volvieron a coincidir en 1990, cuando Michel estaba produciendo el disco Pa’ gente con alma (Philips, 1991) de Ketama. Ambos andaban trabajando en proyectos distintos, pero Tomatito recuerda que lo que escuchaba salir del estudio de grabación contiguo ya le intrigaba sobremanera.

Finalmente el Festival internacional de jazz de Barcelona formalizó una invitación para que los dos músicos colaboraran: fué en el Palau de la Música en la edición de 1998 del festival, donde tocaron dos temas que posteriormente aparecerían en el primer y celebrado proyecto discográfico del dúo, Spain (Lola Records, 2000), incluyendo el “Spain” de Chick Corea y el clásico mexicano de Consuelito Velázquez “Bésame mucho”. El éxito fue rotundo, crítica y público salieron del teatro barcelonés entusiasmados y dieron el empujón definitivo para que Michel Camilo y Tomatito se animasen a firmar un disco a medias.

Cuentan los protagonistas de uno de los dúos más elogiados de la música contemporánea que los inicios no fueron fáciles. Guitarra y piano eran dos instrumentos que tradicionalmente no habían formado alianzas demasiado fructíferas, se tenía la idea de que sus sonoridades no cuajaban. Con mucho respeto por el sonido del otro y sus respectivos instrumentos, Michel Camilo & Tomatito destruyeron el prejuicio y lo convirtieron prácticamente en canon. Firmaron Spain desde la escucha del “contrario”, la búsqueda de espacios, la delicadeza en el trabajo de las armonías y una cuidadísima selección de repertorio que ya entonces nos daba algunas pistas firmes sobre la continuidad de la saga: Latinoamérica, el jazz, el flamenco y el cine funcionaban como los cuatro ejes centrales de un disco que marcó época. La gira que sucedió al lanzamiento de este trabajo llevó el proyecto por escenarios de todo el mundo con una respuesta de público excepcional.

Y fué en esas múltiples giras por los cinco continentes en las que surgió la continuación natural de Spain, Spain Again (Emarcy / Universal, 2006). Michel Camilo y Tomatito inventan el repertorio de sus siguientes trabajos introduciendo nuevos temas en cada

concierto, sometiéndolos al escrutinio del público sin previa presentación. Así en Spain Again y tras el beneplácito del respetable rindieron homenaje a Astor Piazzola (con una larga suite dedicada al compositor argentino), a la mejor canción latina (“El día que me quieras”), el jazz clásico (“Stella by Starlight”) y claro, a uno de los culpables de todo ello, Chick Corea (“La fiesta”). Y del mismo modo, en movimiento, en la carretera, Michel Camilo y Tomatito empezaron a testar canciones para la última (por el momento) entrega de esta trilogía.

Hay una diferencia estética importante entre Spain Forever (Universal Music Spain, 2016) y sus dos predecesores. El tono es más reposado, de conocimiento profundo, de relación de largo recorrido. El lenguaje del dúo se ha hecho mayor y más sabio. Hay más silencios, más esperas, un respeto por el espacio individual pero también la búsqueda de una mayor complejidad en los espacios comunes. La conversación lleva produciéndose durante casi veinte años y Spain Forever da buena fe de ello, ejerce de espejo retrovisor y de retrato de la contemporaneidad de sus dos protagonistas.

Abren Michel Camilo y Tomatito su nuevo disco con un personalísimo homenaje al compositor y guitarrista brasileño Egberto Gismonti, favorito de ambos, en una lírica versión de su clásico “Agua e vinho”. El siguiente homenaje es al recientemente desaparecido contrabajista Charlie Haden, del que interpretan en la misma línea de recogimiento e intimidad “Our Spanish Love Song”. De ahí al engarce con Spain Again: la versión de la famosa milonga de Astor Piazzolla “Oblivion” posee un arreglo que la convierte prácticamente en orquestal, dramática y bella. La “Gnossienne no 1” de Erik Satie abre el repertorio al Mediterráneo, en una recreación de inspiración árabe, minimalista e impresionista a partes iguales, de gran originalidad melódica.

Para la lectura del tema central de la película Cinema Paradiso eligieron Camilo y Tomatito un tono atmosférico de inspiración marítima, intentando llevar los colores del Mediterráneo y sus distintas luces a la partitura, en busca de una versión con sello propio, y de ahí a una improvisación con muchos espacios y libertad del célebre tema de amor de la misma película (con música original de Ennio Morricone). Una de las sorpresas del disco es la inclusión de “Nuages”, del guitarrista de jazz Django Reinhardt. Tomatito se declara admirador de Django, y Michel es también un buen conocedor del early jazz piano o stride piano (Scott Joplin, pero también las versiones posteriores del mismo de Art Tatum u Oscar Peterson); así firman una elegante y rítmica versión de uno de los clásico del repertorio del jazz manouche. “Manhã de Carnaval” (Luiz Bonfá / Antônio Maria) es el tema principal de la famosa película Orfeo negro (Marcel Camus, 1959): Camilo y Tomatito toman como punto de partida la celebérrima versión de Paco de Lucía junto a John McLaughlin y Al Di Meola para llevarla a un terreno más melancólico, rico en nuevas armonías e inspirado en la visión romántica de la mañana siguiente al carnaval en Río de Janeiro; música y fotografía. “About You” es una nana original de Michel Camilo, la continuación perfecta a la mañana de carnaval, un lugar de reposo, de descanso, un corte en el que Tomatito apunta maneras de gran tocaor de guitarra clásica. Y de ahí al inevitable fin de fiesta dedicado a uno de los instigadores de este triplete extraordinario: “Armando’s Rumba”, un tema original de Chick Corea dedicado a su padre que el dúo ataca desde el reposo para hacerlo explotar inesperadamente y sin concesiones hacia la mitad de su desarrollo, ritmo y fuego, flamenco y latin jazz, se antoja como el final perfecto, el cierre del círculo, la rúbrica ideal para estas tres entregas de Spain…Aunque, quién sabe?

Todo será que Michel Camilo y Tomatito decidan probar repertorio nuevo frente a audiencias de todo el mundo en esta gira y que la semilla para un nuevo trabajo discográfico del dúo dé sus frutos a su debido tiempo. La puerta está abierta.